Doriam y Jorge Luis

 

Doriam

Doriam, de Xalpatláhuac, es otro de los muchachos que aparentan menos edad de sus 19 años. “Se ve como un niñito” dicen los compañeros, por eso le apodaron “Kinder”. Lo desaparecieron junto con su hermano Jorge Luis, con quien es muy unido.

En las marchas de Acapulco marcharon varios grupos de muchachos provenientes de la comunidad de Doriam y Jorge Luis que los conocen bien, hablan de ellos como muchachos  tranquilos y que tienen la esperanza de tener una mejor vida, por eso se fueron a estudiar a la normal rural de Ayotzinapa.  “son paisanos, somos del mismo pueblo y queremos que aparezcan vivos”, concluye Omar, estudiante apenas de secundaria que viaja con un grupo de muchachos de Xalpatláhuac a las marchas para exigir la aparición de sus “paisas”.

Jorge Luis

El hermano mayor de Doriam ya va en tercer año en la Normal Rural, a Jorge Luis lo apodan “Charra” por una cicatriz que aparenta un corte de charrasca. Aparte de  Doriam pasa mucho tiempo en la escuela con su primo Magallón, que también desapareció la noche del 26 de septiembre.

Antes de estar en la escuela trabajó en varias taquerías, el trabajo le gusta pero le gusta más la idea de ser maestro, algo que comentaba mucho con su hermano.

La madre de Doriam y Jorge Luis, doña Olivia, se arrepiente a veces de haber apoyado a sus hijos para que fueran a estudiar en la Escuela Raúl Isidro Burgos, “¿quién más que uno de madre no va a querer que sus hijos salgan adelante?”, dice, ella no creyó nunca las versiones del gobierno que asociaban a los estudiantes de Ayotzinapa con un cartel rival a los Guerreros Unidos, “¿Cómo dice el gobierno que son delincuentes? Mis niños no son delincuentes, por eso me arrepiento, ¿Para qué los apoyé?”.


Tags: ,

Comments are disabled